Pastillas de sal: ¿Para qué sirven?

Algunos deportistas le llaman pastillas de sodio, otros el método perfecto para evitar los odiados calambres e incluso hasta las conocen como las cápsulas milagrosas durante las competencias que se extienden por más de una hora.

1-img-art02Por eso, decidimos hacer este pequeño artículo sobre las pastillas de sal. Contactamos a la nutricionista Catalina Miranda, experta en nutrición deportiva de la Clínica de Nutrición Larisa Páez, para que nos explique más a fondo en qué consiste este producto.

“Son pastillas o cápsulas que contienen sodio y otros ingredientes como potasio, magnesio, calcio, vitamina D (entre otros, según la marca). Sirve para lograr una dosis recomendada de sodio en deportes de larga duración (Endurance) y así evitar calambres asociados a la perdida de sudor y electrolitos”, explicó la especialista.

De acuerdo con Miranda, la dosis recomendada de estas pastillas en la mayoría de los deportistas es de 300-500 miligramos por hora de ejercicio, aunque dicha cantidad pude ser mayor dependiendo de la cantidad de sodio que pierde cada persona por medio del sudor.

Cabe destacar que, este producto es sugerido únicamente para deportes de larga duración como maratones, ultramaratones, ciclismo de ruta y de montaña, triatlón de larga y media duración.

“Se recomiendan en personas que tienen amplias demandas de sodio, esto por que sudan mucho más que otras personas ,y, solo con el uso de hidratante y otros productos deportivo, (ejemplo geles), no logran la cantidad necesaria de este elemento para evitar calambres y debilidad muscular”, agregó la nutricionista, quien además práctica atletismo.

Además, es necesario recordar que a pesar que, normalmente se propone consumir entre 1 y 2 de estas pastillas por hora de ejercicio esto no es una regla general. Existen productos en los cuales la dosis está dada por cada 50 libras de peso. Por eso, es vital leer las indicaciones, analizar los miligramos de sodio que aporta y esto sumarlo a los miligramos de sodio del hidratante y otros productos deportivos que se ingieran.

2-img-art02Por último, la nutricionista manifestó unos consejos fundamentales de seguridad antes de empezar a ingerir este tipo de pastillas que normalmente pueden costar entre los $20-$30 dependiendo de la marca.

“Si tiene alguna condición de salud especial (por ejemplo diabetes, hipertensión, problemas de tiroides, problemas con el corazón, entre otros), deberá consultar a un médico sobre los riesgos de consumir sodio mientras entrena fondos y en competencias. Además, deberá probar el producto con anterioridad en dosis mínimas y si fuera necesario ir ajustando la cantidad hasta llegar a la correcta para su caso en específico”.

Fecha: 6 de marzo de 2015
Escrito por: Hago Deporte